¿Cuánto cuesta volver al mercado una vez que te has salido de él?

Es una pregunta que seguramente deberías hacerte o plantearte, si eres el responsable de un departamento de desarrollo empresarial, cuando quieres calcular los costes de una inversión. En el ámbito tecnológico me voy dando cuenta poco a poco que siempre existe una constante lucha contra los responsables contables para permitir aportar dinero para mejorar los sistemas informáticos.

Estos responsable es lógico que solo se fijen en una cosa, si no está roto es que funciona y por lo tanto no hace falta ser cambiado. Silogismo de lo más falso ya que como bien sabréis en el mundo de las tecnologías a veces hay que hacer cambios en infraestructura debido a la pronta obsolescencia de estos.

El caso práctico más reciente que nos puede responder esta cuestión es el triste panorama de Nokia. La todopoderosa empresa finlandesa que dominaba el sector de la telefonía móvil ha visto como poco a poco le han ido comiendo terreno en su sector empresas que no se dedicaban a este mercado.

Como consecuencia se han quedado obsoletos con un sistema operativo ajeno a la realidad de la situación aunque con un gran hardware. Para remediar esta situación no les ha quedado otra que aliarse con Microsoft para empezar a montar su Windows Phone 7 durante los próximos por la friolera de 1 000 millones de dólares.

Cierto es que no todo ha sido ingreso en metálico ya que parte ha sido compensado en licencias de desarrollo nada baratas de Microsoft.

Deja un comentario